Un cuento de Astrología



He encontrado este cuento astrólogico en el portal de astrólogos del mundo bien bonito, se llama Antonia la mariposa de Mahatma Nanda Olaya. Nada mejor que escribir la astrología con un cuento, me parece ideal, y este es justo para que las personas no se sugestionen con los aspectos negativos :

"Había una vez un huevo de mariposa que fue puesto por su madre en medio de una gran tormenta. Cuando la oruga nació del huevo encontró que las hojas del Amor que la harían crecer habían sido arrasadas por la tempestad. Esto además que le puso triste, la carencia de las hojas del Amor no permitió nutrir y fortalecer su espíritu de Mariposa.


La oruga caminó y caminó por muchas ramas secas y desiertas, por completo desoladas de las hojas del Amor. Hasta que se cansó en su búsqueda. Y se detuvo muy confundida

- ¿qué haré? –

Mientras se preguntaba que haría se le apareció un astrologo mariposo pero insensato, y le dijo:

- ¿Qué tienes te veo confundida?

- Es que no encuentro las hojas del Amor para alimentarme –

Respondió la oruga

- Ohm, déjame ver… que… ¡dame tu fecha de nacimiento!

- Nací hace tres días, pero llevo dos vagando sin rumbo y sin Amor

Entonces el astrologo mariposo pero insensato, le dibujó el mapa del cielo de su nacimiento… muy bien hecho con las alineaciones exactas de los planetas y desorbitando sus grandes ojos le dijo:

- ¡Has nacido en medio de una tormenta! ¡Estas condenada a morir pronto!

A lo que clamaba la oruga:

- Ohm ¿sí? ¡Dime más por favor! –

-Si estas condenada a vivir sin la hojas del Amor y… ¡así morirás muy pronto! –

- Jajaja mirad esa casa 8, está oscura por la negra tormenta… jajaja ya no tenéis nada que hacer. Tienes cerrados todos los chakras. Solo esperar la muerte oscura jajaja. –

- Ohm es lo que ya me imaginaba, nadie me quiere a mí, las fuerzas oscuras de la tormenta me atacan siempre. –

Entonces la oruga se fue triste y llorando con su caminar ondulado deslizándose por la vacía rama, y caminó y caminó hasta que de pronto al llegar a un descompuesto tronco de árbol caído, su ondulante cuerpo no pudo caminar mas, pues un capullo empezó a brotar y tejerse de él. Y así, quedó cubierto convertido en crisálida.

Y pasaron muchos días y días y con sus noches, mientras que todos los animales de ese bosque se preguntaban qué pasaría con en esa oruga en su capullo que no quería salir de su encierro, murmuraban que no podía seguir consumiendo su vida así.

Hasta qué un día llegó un astrologo mariposo pero esta vez sabio, y le preguntó:

- Comentan todos que andas encerrada en tu casa y te niegas a salir de ahí… ¿porque no sales de tu encierro? –

- Porque nací para morir pronto y estoy aquí esperando mi muerte. –

- Sí, ¡es cierto! Todos nacimos para estar un susurro de tiempo en este bosque, pero entre tanto debemos disfrutarlo. –

- Si pero yo nací en una alineación de planetas oscura y tormentosa, y estoy condenada a la muerte prematura.

- ¿Cómo sabes eso? –

- ¡Sí! Me lo dijo otro astrologo mariposo, que el único remedio que yo tenía en la vida era morir… pues mi casa 8, solo estaba llena de oscuridad en el momento de mi nacimiento. Mira la carta de mi cielo que dibujó… –

Entonces el astrologo sabio miro con respeto el dibujo y constató que si estaba muy bien calculado, pero pronto comprendió que estaba de modo pésimo interpretado.

- Es cierto naciste con una tormenta de casa 8 pero su cúspide ya le hizo atacir hace dos días a tu Sol, quiere decir que ya salió el Sol y pasó la tormenta. Pero te han sugestionado con sentencias terribles y la tormenta continua en tu mente. –

- ¡No! Yo nací en una tormenta y tendré que esperar mi pronta muerte, ¡eso me dijo el primer astrologo! –

- El Sol ya ilumina tu vida y está esperando que la vivas, pero tendrás que elegirla, deberás transformar tus pensamientos. Debes vivir la vida para trascender la oscuridad tormentosa con la que naces. –

- ¡No! No lo haré porque además ya todos se han alejado de mí, y nadie me quiere. Los que conmigo nacieron salieron volando. ¡No! Ya no confío en nadie –

Decía la oruga en su capullo obstinada y terca en sus tortuosos pensamientos de morir… a lo que el astrologo sabio respondió:

- Naciste gusano, pero tú también puedes elevarte a mariposa. –

Y replicó la oruga encerrada en su capullo:

- Ellas son demasiado hermosas y llenas de los colores de las flores y de las rosas, ellas nacieron con Sol de primavera. –

- Pero ya se fue la tormenta de tu nacimiento y llegó el Sol de verano a tu vida. Sal de ahí ahora, y pasaras de la palidez de la crisálida a los colores alegres de la vida y podrás cumplir tu misión volando en alegría. –

Entonces la oruga que había pasmado su vida en la pálida y desteñida crisálida, se decidió abandonar el miedo de su mente, debido a las sugestiones negativas que la encadenaban, desde las palabras oscuras del astrologo mariposo insensato.

Y así metamorfoseándose salió de su encierro, motivada por las palabras luminosas de astrologo sabio, que le enseñó a transformar las alineaciones planetarias tormentosas en maravillosas luces de colores.

Y rompió el esqueleto de su crisálida y al lograrlo, sus grandes y coloridas alas se desplegaron y desde ahí se llamó Antonia la Mariposa. Y voló y voló libre y llena de colores, por fin salió de su encierro mental y… ¡es feliz

Fuente: http://astrologosdelmundo.ning.com/profiles/blogs/antonia-la-mariposa-cuento




Comentarios

Entradas populares de este blog

SINFONÍA ASTRAL

Características físicas y signos

21 practicas para el despertar de consciencia