Venus en Piscis

Celebro tu llegada, una de las más dulces Venus con su exaltada presencia, como hada madrina mágicamente entrega un amor sin límite, su espiritualidad narra la virtud de navegar por los mares del cielo, incodicional es su afecto, y tanta ensoñación logra viajar por sus fantásticos rincones. La pureza de su entrega no tiene límite y el romanticismo es corriente transitable para llegar al sonido de su suave poesía. Vibra con la ilusión y solo su almíbar llega a curar la resequedad de fuertes realidades, y es que también su pócima mística nos hace alumbrar hacia el altar que regala hermosos símbolos de esperanza. Hoy por cierto justo siento la revolución de mi Venus. Hija de Neptuno

Comentarios

Entradas populares de este blog

Y llega el Espíritu de la Navidad

SINFONÍA ASTRAL

Características físicas y signos